Galería Angeles Sanz

con No hay comentarios

Cuando llegué a la comarca de Pinares en la provincia de Soria, casi de un día para otro, sin pensar demasiado… no esperaba escribir un poemario sobre el agua;  tenía en mente otro trabajo sonoro pero no este y tenía en mente otro libro pero no este.   Y brotó como brota el agua en primavera. Solo me dejé llevar.  Primero llegó el silencio del invierno, luego los cantos de los pájaros y del correr del agua   y luego las palabras de los poemas. 

Y cada día un encuentro de creación con la naturaleza. Soria da para eso y más, y está bien que sigua siendo una desconocida para tener el placer de descubrir la belleza de sus tierras. 

 

 

 

Dejar un comentario